Estoy acabando de leer un libro sobre yoga del cual ya os hablaré en unos días (me está encantando!!!!),

pero mientras, me gustaría recordaros algunos de los beneficios de la práctica habitual de cualquiera de las disciplinas de yoga:

Controla la ansiedad, ayudando a reaccionar ante el estrés o el nerviosismo.

Baja la presión arterial y mejora el ritmo cardiaco así como los niveles de adrenalina.

Corrige la espina dorsal y los dolores de espalda.

Elimina la tensión muscular (sobre todo en el cuello y los hombros).

Tonifica los músculos.

Mejora la fuerza abdominal.

Contribuye a tener más flexibilidad.

Favorece las digestiones y previene el estreñimiento.

Evita la retención de líquidos.

Previene enfermedades respiratorias.

Previene y alivia los problemas de insomnio, ayudando a conciliar el sueño con mayor facilidad.

Fomenta la juventud física y psicológica.

Mejora la capacidad de concentración, ayudando a pensar con claridad y creatividad.

Para muchas personas, practicar yoga es algo más que hacer ejercicio. Es una fuente de salud que genera un bienestar general.

Los diferentes ejercicios físicos, de respiración, de relajación y meditación ayudan a mejorar tanto el aspecto físico como el psicológico….

¿Y vosotros? ¿Practicáis yoga? ¿Cuál? ¿Habéis notado sus beneficios? ¿Os animáis a hacer del yoga un estilo de vida? ¿Os apetece saber más sobre el tema? Estaré encantada de leer vuestros comentarios en mi blog