¿Cuántos os habéis planteado dejar de fumar?

¿O bien ya habéis abandonado este hábito tan perjudicial para la salud?  Para los que queráis dejar de fumar, o estáis en pleno proceso de «desintoxicación», estos son los beneficios que vais a obtener a partir de los primeros veinte minutos sin fumar:

20 minutos: Descenso de la presión arterial y del ritmo cardíaco (número de latidos)

8 horas: Normalización de la oxigenación

24 horas: Disminución del riesgo de infarto

72 horas: Aumenta la capacidad pulmonar y disminuye la tos, la congestión nasal y el ahogo

2 a 12 semanas: Mejora de la circulación y de la función respiratoria

1 a 9 meses: Normalización de la función ciliar, mejora de la capacidad de eliminación del moco y se reduce el cansancio

1 año: Disminución del riesgo de padecer una enfermedad coronaria en aproximadamente un 50%,

10 años: El riesgo de sufrir cáncer de  pulmón ha disminuido hasta el mismo nivel que los no fumadores. Disminuye el riesgo de padecer otro tipo de canceres: boca laringe, esófago, vejiga, riñón y páncreas.

¿No está nada mal, verdad? Siempre va bien recordar las cosas buenas que nos proporciona una vida sin tabaco!!!

Ánimo para todos aquellos que estáis tratando de “desengancharos” de este hábito tan dañino para la salud.  (Aunque los que seáis fumadores, y no tengáis pensado dejar de fumar, pues nada, guardad esta lista en la mente, por si algún día os planteáis dejar de fumar)

Besos desde mi blog