La preocupación por una alimentación saludable desde un punto de vista científico también se está consolidando, como muestra un estudio publicado por la Agencia SINC en marzo de 2011 que revela que los cereales y la leche son la combinación perfecta para luchar contra el insomnio, al ser alimentos ricos en triptófano (aminoácido encargado en nuestro organismo de sintetizar la hormona melatonina, sustancia implicada en la inducción al sueño).

Por el contrario, deben evitarse en las últimas horas del día frutas ricas en vitamina C como la naranja o el kiwi, bebidas como el té o el café, o carnes rojas y embutidos ricos en tiroxina (un aminoácido precursor de las catelocaminas y dopaminas que son las que nos hacen estar despiertos). Estos productos es recomendable tomarlos durante la mañana.

Siguiendo estas afirmaciones, un vaso de leche caliente con miel y algunas galletas, es la mejor receta para combatir el insomnio, así como para aquellas personas a las que les cuesta conciliar el sueño.

En definitiva, tomar el remedio casero de toda la vida antes de ir a dormir sigue siendo una de las fórmulas naturales más efectivas para tener unos dulces sueños!!! (A nosotras nos funciona!!)

¿Y vosotros? ¿Soléis tener a costumbre de tomar un vaso de leche caliente con miel o azúcar antes de ir a dormir? Estaré encantada de leer vuestros comentarios en mi blog