Captura de pantalla 2014-05-08 a la(s) 07.35.05 Por pura casualidad acaba de llegar a mis manos información sobre Prima-Derm, un laboratorio español de cosmética molecular o genómica, (tomad nota de este concepto porque al paso en que vamos, seguro que en diez años todo se basará en la genética) se adentra en una nueva dimensión en el diagnóstico cutáneo y tratamiento cosmético personalizado.

Como comenté en otro post, gracias a la decodificación del genoma humano a día de hoy ya es posible tener en cuenta un número determinado de variaciones genéticas dentro del 0,1% del ADN (también llamadas Polimorfismos de un sólo Nucleótido del inglés Single Nucleotide Polymorphisms SNP), un tipo de polimorfismos genéticos que determinan de antemano qué riesgos tenemos de padecer alteraciones que pueden provocar, entre otros, y aquí es donde me voy a centrar, en el envejecimiento prematuro de la piel.

Siguiendo con estas premisas, Prima-Derm estudia y localiza el mayor número de variaciones genéticas asociadas al envejecimiento de la piel de cada individuo.  (www.onegen01.com)

En colaboración con un equipo de investigadores del Parque de Investigación de la Universidad Autónoma de Barcelona, Prima-Derm han sido capaces de localizar 35 nuevos SNPs o polimorfismos, el mayor número de variaciones descubiertas (hasta el momento) en genes implicados en procesos clave a nivel cutáneo, y desarrollar una solución cosmética única y personalizada basada en el análisis del perfil de dichos SNPs: one.gen/0,1, un programa de cosmética personalizada en función del resultado de su estudio genético.

Para lograrlo ha sido necesario diseñar una tecnología adhoc, específica y revolucionaria, mediante bioingeniería informática con la que se han podido localizar 35 SNPs (variaciones genéticas clave) que predisponen a la piel a envejecer prematuramente.

El análisis de estos SNPs da información sobre el potencial de respuesta de la piel de cada individuo y posibilita la personalización de los cosméticos más idóneos para cada persona, en función de sus características y de su susceptibilidad genética.

La determinación del mapa de SNPs aporta nuevas claves sobre el envejecimiento cutáneo de cada individuo para predecir cómo será la piel del futuro.

Con una muestra de saliva obtenida se analizan 35 SNPs o polimorfismos. Los resultados que proporciona el análisis son válidos de por vida y con ellos se evalua la predisposición genética a manifestar alteraciones estéticas en la piel y se selecciona una combinación efectiva de activos a medida de las necesidades individuales de la persona: arrugas, sensibilidad, longevidad celular, detoxificación, pigmentaciones y estructura tisular.

El estudio de la piel se complementa con un examen minucioso de toda la superficie cutánea para así detectar posibles susceptibilidades y lesiones. También se evalúan otros parámetros como son el tipo de piel, el grado de hidratación y secreción sebácea, la elasticidad, el confort, etc.

Una vez realizadas todas las pruebas se interpretan los resultados y se elabora un perfil personalizado, determinando cuáles son las áreas más delicadas biológicamente hablando y dónde debe centrarse el tratamiento cosmético para compensar los efectos de nuestra huella genética.

El informe también incluye consejos para instaurar unos hábitos saludables además de recomendaciones alimenticias apropiadas. (Volvemos al tema de la genética y la alimentación personalizada).

Con los resultados obtenidos se determina el régimen cosmetogénico a seguir que consiste en unos productos cosméticos individualizados según los parámetros obtenidos por la huella genética.

Entre los productos cosméticos «individualizados» se incluyen:

GEN PEEL, primer producto que se aplica diariamente a partir de la primera sesión y cuya función es la de preparar y renovar la piel hasta la llegada del producto personalizado (GEN ELIXIR).

GEN ELIXIR, sérum personalizado altamente concentrado cuya acción resulta potenciada con los GEN BOOSTER, viales potenciadores ultraconcentrados de ingredientes.

GEN BOOSTER CONCENTRADOS POTENCIADORES: Formulados a base de ingredientes activos “programados e inteligentes” obtenidos del análisis genético, estos potenciadores contienen la más alta concentración de moléculas, aisladas y seleccionadas adhoc en función del resultado del perfil genómico. Cada concentrado propuesto y combina los ingredientes activos más apropiados según seis agrupaciones de manifestaciones cutáneas: arrugas, sensibilidad, longevidad celular, detoxificación, pigmentaciones y estructura tisular.

El contenido de GEN BOOSTER se vierte en el frasco del sérum GEN ELIXIR para personalizarlo según las necesidades observadas en el estudio del perfil de SNPs (Single Nucleotide Polymorphisms) y activar la fórmula cosmética.

GEN ELIXIR SÉRUM COSMETOGENÓMICO INTENSIVO. Sérum integral ligero de tratamiento personalizado que garantiza el cuidado de la piel de forma prolongada y sostenida. Sobre esta base, se incorpora el contenido de GEN BOOSTER, viales exclusivamente formulados según el perfil genético de SNPs (Single Nucleotide Polymorphisms), obteniendo así una única fórmula cuya concentración en ingredientes activos alcanza un valor promedio del 65% para combatir los factores fundamentales de su perfil genético.

A corto plazo, asegura la hidratación de la piel y proporciona un efecto tensor inmediato. A medio plazo, refuerza la barrera cutánea y ayuda a promover la microcirculación ofreciendo una apariencia resplandeciente al rostro. A largo plazo, modula la actividad y expresión de los marcadores genéticos analizados y recupera el balance óptimo de las proteínas cutáneas implicadas en el cuidado intensivo y rejuvenecimiento de la piel.

El tratamiento se complementa con otros productos como una crema microexfoliante progresiva para que la piel recupere su luminosidad y belleza, atenuando manchas y arrugas y eliminando células muertas e impurezas acumuladas en la piel.

Todo lo expuesto me parece muy interesante, aunque su coste es algo elevado, por no decir mucho, aunque,  si el tratamiento realmente funciona, puede ser una inversión a largo plazo. Será cuestión de comenzar a ahorrar…. ya que el precio aproximado del análisis de ADN y el tratamiento one.gen/0,1 cuesta aproximadamente 800 euros, y se realiza solamente en las clínicas y centros dermatológicos indicados en su página web.

¿Qué os parece este nuevo avance en cosmética personalizada a través de la genética? Estaré encantada de leer vuestros comentarios.

Besos desde mi blog!!!

También podéis seguirme a través de Facebook