El Ginkgo Biloba es una planta cuyas hojas se utilizan desde tiempos ancestrales por la medicina tradicional China y en los últimos años, su uso se ha extendido también a fitoterapia y/o medicina holística siendo actualmente una de las plantas más vendidas en Europa, gracias (entre otras cosas) por sus propiedades para mantener la salud del cerebro, pudiendo mejorar la memoria y retrasar el envejecimiento neuronal.

Gingko biloba, para la memoria y saludLos flavonoides (pigmentos naturales de las plantas) contenidos en el Ginkgo Biloba destacan sobre todo por sus propiedades antioxidantes y antiinflamatorias, así como su capacidad para aumentar la circulación sanguínea periférica.

Este hecho puede beneficiar a las personas en edad madura y senil, ya que a partir de cierta edad se pierde la capacidad para irrigar adecuadamente algunos tejidos, como es el caso de los tejidos cerebrales, pudiendo provocar pérdida de memoria, cansancio, confusión, o ansiedad.

El consumo de Gingko Biloba puede disminuir estos síntomas, siendo además otras de sus principales propiedades reconocidas:

Ayuda a mejorar la circulación sanguínea central (corazón, extremidades) y vascular periférica, (especialmente la cerebral, utilizándose para mejorar algunos procesos de aprendizaje o memorización).

Regula la actividad vasoreguladora (vasodilatador arterial, vasoconstrictor venoso, aumento de la resistencia capilar y del flujo sanguíneo).

Gingko biloba, para la memoria y saludTiene un efecto neuroprotector y para prevenir y tratar procesos degenerativos asociados con la senilidad (como Alzheimer o demencia senil).

Función antioxidante (por su actividad contra los radicales libres).

En su uso externo, se utiliza en cosméticos para tratar el acné y otros problemas en la piel, desde eccemas, hasta vitíligo, así como para prevenir la caída del cabello y fortalecer (mejorando la circulación sanguínea) del cuero cabelludo.

Pero siempre hay un pero: se debe ser muy cauteloso en cuánto a dosificación diaria de ginkgo biloba en su uso interno, ya que en dosis excesivas puede tener efectos secundarios como dolor de cabeza o cefaleas, trastornos gástricos o erupciones cutáneas, por lo que antes de comenzar a tomar Ginkgo Biloba se debe consultar a un médico o profesional de salud.

¿Y vosotros? ¿Habíais oído hablar del Ginkgo Biloba? ¿Lo habéis usado alguna vez? Estaré encantada de leer vuestros comentarios!!!

Besos desde mi blog!!!

También podéis seguirme a través de Facebook