¿Qué es el jengibre?

El jengibre fue introducido en Europa como tónico aromático, protector del hígado y colagogo (facilita la secreción de la bilis). Su efecto citoprotector previene la aparición de úlceras gástricas debidas a medicamentos antiinflamatorios no esteroideos. El polvo de raíz de jengibre actúa eficazmente sobre la motilidad gastrointestinal. Esto se traduce en una acción antiemética (contra el vómito) más eficaz que la de la mayoría de los medicamentos «clásicos», por lo que se recomienda en los mareos por transporte. Otros estudios han confirmado su importancia como afrodisíaco. Posee un beneficioso efecto sobre la fertilidad, pues aumenta el volumen de esperma y mejora la movilidad de los espermatozoides.


Tradicionalmente, el jengibre es usado para mejorar las siguientes dolencias:

  • Náuseas y mareos en general
  • mareos de transporte
  • náusea y vómito por embarazo
  • mareo por movimiento / mal de mar
  • protector de la mucosa gástrica
  • antiácido
  • antiespasmódico
  • ayuda digestiva
  • pérdida del apetito
  • dispepsia
  • flatulencias (gases)
  • digestiones difíciles
  • impotencia
    infección por Helicobacter pylori
  • bronquitis
  • resfriados
  • supresión de la tos
  • antioxidante
  • antiséptico
  • dolor de cabeza
  • migrañas
  • sudoración
  • quemaduras (aplicado sobre la piel)
  • soriasis (aplicado sobre la piel)
  • calvicie (aplicado sobre la piel)


Uso y dosificación general:

Muchos expertos y publicaciones indican que el jengibre en polvo, tabletas, cápsulas o en infusión recién cortado, se puede utilizar en dosis de 1 a 4 gramos al día, por vía oral, dividida en dosis más pequeñas. Para tratamiento, pautas y dosis personalizadas, mejor que consultéis con un especialista para que os asesore debidamente.

 

Besos desde mi blog!!!!